Bellezas Alteñas

“Playa Palma Sola”

 Ubicada en la localidad del mismo nombre, lugar ideal para la diversión familiar, en donde la hospitalidad de la gente se hace presente, además de contar con un clima cálido la mayor parte del año.

En el lugar se puede apreciar el arribo de pescadores de esta zona.

“Playa Boca Andrea”

Situada en la carretera Federal Palma Sola- Cardel cerca de la Planta Nucleoeléctrica Laguna Verde, es una de las playas que cuenta con una extensa área verde, que junto con el mar nos brinda una maravillosa postal.

Además de ser un lugar para practicar el recreamiento familiar y disfrutar de sus cálidas aguas del Golfo de México.

“Playa muñecos”

Los Muñecos Playa que maravilla puesto que se hallan rocas que simulan unos muñecos gigantes que miran hacia el horizonte. Esta área se ubica en la carretera Palma Sola- Cardel, en donde la naturaleza la podemos apreciar y disfrutar de su playa limpia con brisa refrescante, acompañada del calor de costa propio de esta región.

“Playa El Ensueño”

Playa cristalina, rodeada de verdes palmeras, en la que se ubica un campamento tortuguero que permite a las personas participar en el rescate de esta especie con la liberación de sus crías.

Se encuentra ubicada a 5 minutos de la comunidad de Palma Sola sobre la carretera federal Veracruz-Poza rica. Este lugar se encuentra rodeado de exuberantes palmeras.

“Playa Mar Azul” 

Esta playa la ubicamos en la carretera Federal Palma Sola-Nautla, en la que podemos disfrutar de una arena de color claro, así como de su tranquilo oleaje del mar, además de una vista que nos regala en cada atardecer.

“Las Cabañas”

Un lugar paradisiaco por la belleza de su playa, la cual está rodeada de una extensa vegetación compuesta por verdes pinos, palmeras, Ciprés, y todo tipo de vegetación que  envuelve este lugar. Así mismo se pueden apreciar un sin número de aves migratorias que llegan hasta este lugar en diferentes épocas del año.

“Campamento Tortuguero”

Reserva ecológica situada en la Comunidad de Santander, destinado  a la protección y conservación de la tortuga marina, en sus diferentes especies como los son la lora y la Verde.

En este campamento se lleva a cabo el manejo de los huevos de la tortuga marina, así como también la difusión sobre el trabajo de conservación de la especie y una completa evaluación sobre los corrales de anidación del lugar. También se realizan actividades de enseñanza a escuelas de la zona, para fomentar la preservación de las tortugas.

Un excelente trabajo es realizado por los universitarios los cuales monitorean las playas y trasladan los huevos al campamento. Las tortugas marinas que arriban a esta costa son: la Lora (Lepido Chelys Kempii), lo hace de abril a julio, y la Blanca o Verde (Chelonia Mydas) que llega de mayo a septiembre.

Los trapiches

El cultivo de la caña de azúcar es las de las actividades más importantes del municipio de Alto Lucero, en los cultivos de la rivera del río capitán, al sureste de la población, a mediados del siglo  XX se establecieron pequeños molinos, mismo que fueron conocidos como trapiches, en los cuales se molía la caña para convertirla en piloncillo o panela, mediante un proceso de cocimiento del caldo en pailas de diversos tamaños; en esos tiempos solo existían tres tipos de trapiches: de bueyes, de motor y de agua.

Muchos de los trapiches se convirtieron en poblaciones temporales de cuatro a cinco meses de familias que se trasladaban a las fincas de cañas, convirtiéndose en un espacio pintoresco espacioso y armonioso; cada establecimiento era identificado por el nombre del dueño entre los más importantes de esa época son Tío Pedro, Tío Pérez, Tío Pablito, Tío Chico Barradas, los Montero haciendo así un total de 20 y 30 familias.

La labor iniciaba a las 4 de la mañana y terminaba a las 11 de la noche, puesto que se trataba de moler 4 a 5 vendas, en el proceso participaban cortadores de caña, acarreadores, arreadores de la yunta, alimentadores de caña, extendedores del bagazo, repartidores, el tachero quien era el encargado de dar el visto bueno y de calidad  del producto y los niños encargados de lavar los moldes o vaciarla panela cristalizada.

El medio de comunicación entre los trabajadores de los trapiches era el  tocadiscos de Doña Macedonia quien era dueña de una cantina en la cual se encontraba establecida una bocina en lo alto de una garrocha y esta la utilizaba para mandar los mensajes entre los peones, ya que su local era frecuentado por ellos.

Llenos de realismo mágico, la vida en los trapiches del río Capitán se recuerdan aún como una de las experiencias más hermosas en donde los recuerdos se llenan de alegría, nostalgia, esfuerzo, cariño y amor por el terruño que ha quedado marcado en los corazones de muchos de los habitantes Alteños.